El amianto, el asesino invisible

By 02/11/2020 Portal

Emplazado en medio de una cimbreante campiña del sureste de Quebec se encuentra un lugar que ha sido descrito como la ciudad canadiense más peligrosa. Y es que, en este sereno y apacible asentamiento un valioso mineral -que se escondía entre sus rocas- se convirtió en un asesino invisible durante más de una centuria.

La ciudad se llama Asbestos, lo cual ya permite adivinar su tesoro mineralógico, y hace apenas unas semanas ha decidido cambiar su nombre para esconder su lóbrego legado geológico.

Hasta el 2012 esta ciudad albergaba el yacimiento de asbesto más grande del mundo: la mina Jeffrey.

Su amianto o asbesto se ha empleado durante décadas en diferentes lugares del mundo para las más diversas aplicaciones, desde la… Ver Más