Estos son los parásitos más antiguos jamás encontrados

By 02/06/2020 Portal

Pulgas, garrapatas, gusanos… Los animales -tampoco nosotros nos libramos- tienen en numerosas ocasiones desagradables compañeros de vida cuya existencia depende de la explotación del huésped. Este tipo de relaciones son muy antiguas. Incluso se han observado diminutos chupadores de sangre de dinosaurio hace cien millones de años. Ahora, un equipo de la Universidad del Noroeste en Xian (China) ha descubierto unos organismos que pueden ser los parásitos más antiguos jamás encontrados.

Los investigadores encontraron estos parásitos antiquísimos cuando estudiaban una población fósil del braquiópodo Neobolus wulongqingensis que habitó lo que ahora es Yunnan, China, hace 512 millones de años. Estos seres se desarrollaron poco después de la llamada explosión del Cámbrico, cuando la vida estalló y aparecieron casi todos los grupos de animales modernos. Los braquiópodos son pequeños animales marinos con forma de concha que se parecen a los moluscos bivalvos. Actualmente hay aproximadamente 450 especies de braquiópodos vivos, pero se conocen más de 12.000 a partir del registro fósil.

Según explica el equipo en la revista «Nature Communications», muchos de los braquiópodos tenían incrustados unos organismos que habitaban en tubos en el exterior de sus conchas. Los braquiópodos afectados eran significativamente más pequeños y los tubos estaban alineados con las propias corrientes de alimentación del braquiópodo. Por lo tanto, los investigadores sugieren que el organismo que habitaba en el tubo era un parásito que dañaba al huésped al robarle su comida (conocido como cleptoparásito).

Según los autores, las interacciones parasitarias son difíciles de documentar en el registro fósil porque la mayoría de las inferencias deben hacerse en función de la apariencia. Aquí, los autores han reunido pruebas raras de no solo la aparición del parasitismo, sino también del coste del mismo para el desafortunado huésped. Como explican, los hallazgos representan la relación parásito-huésped conocida más antigua identificada en el registro fósil hasta la fecha. Parece claro que el robo fue un comportamiento que se inició pronto en el mundo.<iframe width=»100%» height=»349″ src=»https://www.youtube.com/embed/2WoQkcaCYdE» frameborder=»0″ allow=»accelerometer; autoplay; encrypted-media; gyroscope; picture-in-picture» allowfullscreen></iframe>