La historia del agua en la Luna

By 26/10/2020 Portal

La ¬ędetecci√≥n inequ√≠voca¬Ľ de agua en la superficie de la Luna dada a conocer este mismo lunes por la NASA contrasta con la idea de un mundo seco y √°rido que durante mucho tiempo hemos tenido de nuestro sat√©lite natural. Las muestras recogidas por las distintas misiones Apolo parec√≠an hablar de paisajes secos y deshidratados. Un desierto. Los investigadores cre√≠an que cuando un cuerpo del tama√Īo de Marte llamado Theia choc√≥ con la Tierra formando la Luna hace unos 4.500 millones de a√Īos, el calor del impacto evapor√≥ los restos de agua que pudieran existir.

La sorpresa lleg√≥ en 2009, cuando la NASA hizo impactar una sonda llamada LCROSS contra el polo sur lunar, en un cr√°ter llamado Cabeus. ¬ęEncontramos agua, y no un poco, sino una cantidad significativa¬Ľ, dijo entonces Anthony Colaprete, del Centro Ames de Investigaci√≥n de la NASA, en Moffett Field (California). El artefacto levant√≥ una nube de materiales que los cient√≠ficos pudieran analizar en busca de la presencia de agua helada. Registraron, este dato fue publicado un a√Īo m√°s tarde en la revista Science, 155 kilos de vapor de agua y hielo. El lugar de la colisi√≥n era el lado de sombra permanente del cr√°ter, que no hab√≠a recibido luz del Sol en miles de millones de a√Īos.

Pero en 2013, un nuevo hallazgo parec√≠a indicar que el agua estaba m√°s extendida de lo que se cre√≠a, ya que se encontr√≥ en la superficie del ecuador lunar en forma de part√≠culas o granos minerales. Se trataba de ¬ęagua magm√°tica¬Ľ, esto es, procedente de las profundidades de la Luna.

Hace un par de a√Īos, fueron los datos de una sonda india, la Chandrayaan-1, los que detectaban de forma directa la presencia de agua helada en la superficie de la Luna. El estudio presentaba un detallado mapa de la distribuci√≥n del agua lunar en el fondo de algunos cr√°teres, que parecen haber permanecido en sombra miles de a√Īos, en los polos norte y sur del sat√©lite. Los investigadores ya estimaban que podr√≠a haber mil millones de toneladas de agua en forma de hielo. Curiosamente, otro estudio, este del pasado a√Īo, revelaba que la Luna est√° perdiendo ese agua, y a un ritmo considerable -cerca de 200 toneladas cada a√Īo- a causa de los meteoritos que caen casi continuamente sobre nuestro sat√©lite.

Pero, seg√ļn la NASA, estos resultados no eran concluyentes ya que los espectr√≥metros de a bordo detectaron, en el rango del infrarrojo, absorciones a una longitud de onda (3 nan√≥metros) que pod√≠a delatar tanto la presencia de agua como de hidroxilo (OH), un grupo funcional formado por un √°tomo de hidr√≥geno y uno de ox√≠geno que es muy habitual en alcoholes y otros compuestos org√°nicos.

Ahora, la NASA no solo ha detectado de forma directa agua molecular (H2O) en la Luna, sino que se√Īala tambi√©n la existencia de grandes √°reas, alrededor de los dos polos lunares, en las que el agua podr√≠a estar atrapada de forma estable. Esto es una gran noticia para la exploraci√≥n del espacio, ya que podr√≠a ser f√°cilmente recuperada por los futuros astronautas para su abastecimiento o para producir ox√≠geno e hidr√≥geno como combustible de cohetes.