La avefría, el heraldo del mal tiempo

Por 30/10/2022 Portal

Como su propio nombre indica los limícolas son un grupo de aves vinculados al limo o al barro, lugares en los cuales viven miles de pequeños invertebrados a pocos centímetros de la superficie. Son uno de los grupos de aves más atractivos y populares del mundo, no solo por su capacidad por recorrer grandes distancias migratorias sino también por los hábitats que ocupan. Y es que estas aves son excelentes bioindicadores del cambio climático , por lo que el análisis de su comportamiento migratorio nos puede proporcionar una información valiosísima sobre los efectos del calentamiento global. Por otra parte, son un grupo de especies que se encuentran entre las más amenazadas del globo terráqueo debido a la destrucción o contaminación de sus hábitats (deltas, lagos, lagunas, marismas, manglares…). Entre las aves limícolas más conocidas encontramos a los andarríos, las agachadizas, los chorlitos, las cigüeñuelas, los alcaravanes o las avefrías. Migratoria, gregaria y con cresta La avefría europea ( Vanellus vanellus ), también conocida como paloma judía, es una especie de ave limícola que pertenece a la familia Charadriidae y que tiene una serie de singularidades anatómicas que la hacen fácilmente distinguible. Por una parte, están sus colores, llamativos y uniformes, entre los que destaca un vientre blanco, un pecho negro y la parte superior de las alas de color verdiazul. Por otro lado, está su tamaño, que no suele superar los 31 cm, así como su alargada y eréctil cresta de plumas finas que se dibuja en su cabeza. Típicamente, la cresta de la hembra es algo más corta y de colores más suaves que la del macho. La avefría es un ave migratoria que pasa los veranos en el norte de Europa y que con la llegada del otoño se desplaza hacia el sur, alcanzando la península Ibérica. Entre nosotros muestra cierta predisposición por los campos abiertos y por las zonas pantanosas, en detrimento de las zonas costeras. Típicamente la avefría es un ave gregaria, siendo verdaderamente complicado encontrar en nuestra geografía individuos solitarios. Se alimenta de todo tipo de invertebrados terrestres, mostrando una cierta simpatía por los insectos, las lombrices y los gusanos. Es un ave que practica cortejos complejos y llamativos, entre los que no faltan los vuelos con giros y tirabuzones, algunos de los cuales tienen lugar durante la nocturnidad. Nuncio del mal tiempo La cultura popular ha relacionado a la avefría con la llegada del mal tiempo, con la aparición de días grises y de temporales, y con la venida de los hielos invernales. Sin embargo, la realidad es muy diferente, la avefría huye del frío y se acerca a latitudes más meridionales buscando un mejor clima. En la provincia de Friesland , en el norte de Holanda, es todo un símbolo, en donde no solo forma parte del folclore popular, sino que durante mucho tiempo fue costumbre que el primer huevo de la temporada se ofreciese como presente a los reyes del país. MÁS INFORMACIÓN noticia No Un nuevo meteorito cae en Marte: «Es el cráter reciente más grande que jamás hayamos visto» noticia No El impacto de dos meteoritos permite, por primera vez, estudiar la corteza superficial de Marte En la actualidad, afortunadamente, esta tradición se ha abandonado, pero a cambio, miles de voluntarios rastrean, al comienzo de cada temporada, grandes extensiones de terreno en busca de nidos escondidos en el suelo, a fin de colocarlos en una estructura de hierro diseñada para la ocasión. Con estos programas se ha conseguido evitar la destrucción de centenares de nidos, muchos de los cuales habrían sido pisoteados de forma fortuita por el ganado. SOBRE EL AUTOR Pedro Gargantilla es médico internista del Hospital de El Escorial (Madrid) y autor de varios libros de divulgación.